domingo, abril 30, 2006

martes, abril 25, 2006

Relaciones humanas

Entonces me encuentro algo molesto. Y no solamente molesto. También vacío y cansado. Otra vez me he peleado con ella. Pero bueno, qué se puede hacer. Ya hice todo lo que estaba a mi alcance. Bueno, quizás no todo. Pero no estoy dispuesto a dar más. Y en realidad no me importa. Una frustración más, una frustración menos, no le hacen mal a nadie. Si al fin y al cabo esa es la esencia de la vida ¿no? Vivir una frustración tras otra hasta morirse. Ah, qué paz da saberlo. Hm, pero esa paz se disipa pronto ¿y si la pierdo? ¿y si me quedo con las manos vacías y todo por una discusión de mierda? Entonces pienso. Y sigo molesto, vacío y cansado. Pero es raro, no siento angustia ni ansiedad por ella. Esto no es por ella. Y se me ocurre pensar que lo mejor en estos casos es buscar otra mujer que definitivamente te acompañe. Pero no es tan fácil como suena y de nuevo me doy cuenta que no vale la pena. Y mientras sigo deambulando, recordándola de vez en cuando, luego olvidándome por completo de ella y de todo, el sentimiento de vacío, la indiferencia y ese extraño cansancio siguen ahí. Y no sé cuál es la razón. Ni siquiera creo que haya una. Pero entonces qué pasa. Escucho que Talleres gana de visitante. Gana por 2-0 y queda como único puntero del campeonato. Y cómo puede ser que algo tan trivial e inútil como el fútbol levante tanto mi ánimo. Y ahora es Talleres, pero podría ser cualquier otro equipo y yo cualquier otra persona y sería igual. Eso no importa. Lo que importa es que gana. Que dejan de importar las relaciones humanas, los conflictos, las búsquedas. ¡Ja! ¿A quién le importa todo eso? ¡Ganó Talleres! Frustraciones, frustraciones… pero ahora por un momento, me siento lleno y contento de verdad. No necesito nada. Ni de ella, ni de otra, ni de nadie. La vida es una mierda. Pero hoy ganó Talleres.

domingo, abril 16, 2006

domingo, abril 09, 2006

Porque son dos polos

Soy -y me gusta ser- sociable, tolerante y dinámico. Pero también puedo ser solitario, intolerante y sin ninguna intención de complicarme la existencia... y eso me gusta más.